Equifinalidad

EQUIFINALIDAD

Cuando tomamos conocimiento de que tenemos una enfermedad crónica degenerativa (autoinmunes, metabólicas, cáncer, entre otras) y buscamos un tratamiento que pueda ayudarnos, nos encontramos con infinidad de posibilidades (alimentación natural, homeopatía, suplementos naturales, medicina tradicional china, fitoterapia, medicina ortomolecular, iridología, medicina ayurvédica, medicina tibetana, y un largo etc, incluyendo a la mismísima medicina convencional). Ante esta abrumadora cantidad de propuestas, nos preguntamos: cuál debo elegir, hago una o varias terapias, convencional o natural? Siempre llegan a nuestros oídos experiencias de personas que se sanaron de enfermedades similares a las nuestras… utilizando diferentes terapias cada una de ellas! Esto, probablemente, nos desorienta más, si bien algunas de estas terapias tienen fundamentos filosóficos comunes (sobre todo las naturales), su proceder y metodología son diferentes. Esto nos lleva a preguntarnos: cómo puede ser que diferentes tratamientos produzcan sanaciones similares? La respuesta está en el concepto de EQUIFINALIDAD.

La misma se define como la capacidad de llegar a un mismo resultado (sanación), partiendo desde diferentes orígenes (organismos diferentes) y transitando diferentes caminos (diferentes tratamientos). El concepto de Equifinalidad proviene de la Teoría General de Sistemas y describe el comportamiento de los sistemas abiertos, aquellos que intercambian energía y se relacionan en forma constante con el medio ambiente que los rodea.

Partiendo de la premisa de que nuestro organismo posee la “sabiduría” necesaria para autosanarse, nuestra responsabilidad es darle al mismo las condiciones necesarias para que pueda lograrlo.

En esta página, proponemos diferentes “caminos” de sanación. Aquí va una especie de “mapa” sobre las diferentes propuestas:

  • ALIMENTACIÓN NATURAL: es la base desde donde se construye la salud. Ingerir alimentos naturales, vivos y orgánicos (así como evitar aquellos que nos ensucian e intoxican) es darle a nuestro organismo la posibilidad de restaurarse. La profundidad con la que la abordemos dependerá también de nuestros deseos. No obstante, uno puede empezar desde la práctica de pequeños cambios como los que proponemos en el escrito ALIMENTACIÓN SANA II, hasta la práctica del RÉGIMEN SEIGNALET, cuyos RESULTADOS en numerosas enfermedades demuestran que es una “verdadera terapia”.
  • DEPURACIÓN: La gran aliada de la Alimentación Natural. Al comenzar a “comer más sano”, nuestro organismo comienza a eliminar aquellas impurezas que acumulamos durante mucho tiempo. Por ende, es fundamental que nuestros órganos de limpieza (emuntorios) funcionen adecuadamente, principalmente intestinos e hígado.

 Algunas propuestas para la Limpieza Intestinal:

  • HIDROTERAPIA DE COLON: Es, probablemente, la técnica de limpieza intestinal más profunda.
  • BAÑOS DERIVATIVOS: técnica sencilla, práctica y al alcance de todos para desintoxicarnos.
  • LIMPIEZA INTESTINAL CON AGUA SALADA: recomendamos visitar la siguiente web: www.espaciodepurativo.com.ar/depuracion_corporal/intestino_aguasalada.php
  • FITOTERAPIA: existen numerosas hierbas que pueden ayudarnos a depurar nuestros intestinos. En nuestra página ofrecemos un TÉ DE HIERBAS que puede ayudar al correcto funcionamiento intestinal.
  • MEDIDAS GENERALES: abundante consumo de agua, frutas y verduras, semillas de lino remojadas con su mucílago, ciruelas pasas, aloe vera, entre otras.
  • FLORA INTESTINAL: junto a la limpieza intestinal, mantener saludable a su flora benéfica es una medida de suma importancia, por el rol que esta juega en nuestra salud general. Aumentar el consumo de: prebióticos (ajo, cebolla, puerro, espárragos, alcachofa, raíz de achicoria, banana, zanahoria, remolacha, entre otras) que son los alimentos de nuestra flora intestinal y de probióticos (kéfir, chucrut o repollo fermentado, miso, tempeh, entre otros) que son las “verdaderas bacterias intestinales benéficas”.

Recordemos que el 80% de nuestro sistema inmunológico reside en algún momento en nuestro tracto gastrointestinal, mantenerlo sano es ayudar a fortalecer y equilibrar nuestras defensas.

Algunas propuestas para la Limpieza Hepática:

  • LIMPIEZA HEPÁTICA: técnica propuesta por Andreas Moritz, que favorece la expulsión de pequeños cálculos alojados en nuestro hígado, que dificultan su funcionamiento.
  • ENEMAS DE CAFÉ: se sabe de las propiedades que tiene el café (preferentemente orgánico) para depurar al hígado.
  • FITOTERAPIA: numerosas hierbas favorecen el buen funcionamiento del hígado, como el cardo mariano, el boldo, la alcachofa, la carqueja, entre otros.
  • MEDIDAS GENERALES: abundante consumo de agua, infusiones con limón, infusiones de las hierbas mencionadas, entre otras.

Es importante entender que, cuando emprendemos este camino (ALIMENTACIÓN NATURAL MÁS DEPURACIÓN), podemos experimentar ciertos síntomas que pueden ser indicios de que nuestro organismo se está desintoxicando. Recomendamos leer nuestro escrito sobre CRISIS DEPURATIVA y, ante cualquier duda, asesórese con un profesional naturista.

NUTRIENTES ESENCIALES: existen numerosos nutrientes indispensables para nuestra salud, que pueden ayudarnos a mejorar condiciones patológicas:

  • VITAMINA D: es clave para la salud de nuestro sistema inmune (ver Vitamina D).
  • OMEGAS: principalmente 3 y 6 (en adecuado equilibrio) aportan múltiples beneficios a nuestra salud (Ver Omega).
  • SUPLEMENTOS: la TERAPIA CON FACTORES DE TRANSFERENCIA es una excelente propuesta para educar a nuestro sistema inmune, siendo útiles en el tratamiento de múltiples patologías crónicas.
  • OTROS: la Vitamina C, el Fitoplancton Marino, la Vitamina E, Complejos Antioxidantes, la Espirulina, los Productos de la Colmena, entre muchos otros, son también nutrientes importantes para nuestra salud.

SALUD EMOCIONAL: no hay dudas de la poderosa influencia que ejercen las emociones y los pensamientos en nuestra salud, tanto para sanarnos como para enfermarnos. Algunas propuestas para abordarla son:

  • NUEVA MEDICINA GERMÁNICA: los descubrimientos del Dr Hamer dejan bien claro el rol que juegan los “Traumas Emocionales” en el desencadenamiento de las enfermedades (o Programas Biológicos de Superviviencia, como él los llama) (Ver Nueva Medicina Germánica).
  • PSICONEUROENDOCRINOINMUNOLOGÍA: es una ciencia que nos habla de la conexión entre nuestras emociones y el funcionamiento de nuestro organismo (sistema inmune, sistema nervioso, hormonas, entre otros). De esta manera, desde reírnos mucho (existe la Terapia de la Risa llamada Geloterapia) hasta Meditar, pasando por la Visualización, la Relajación, el Buen Dormir, la Actividad Física, el Yoga, entre otros, son opciones posibles para mejorar nuestro estado emocional. (Ver PNEI)
  • TÉCNICA DE LIBERACIÓN EMOCIONAL (EFT): poderosa herramienta que nos permite superar emociones negativas solucionando bloqueos energéticos. (Ver EFT)

SISTEMA ENERGÉTICO: los seres vivos disponemos de un Sistema Energético que es clave para nuestra salud. Así, diferentes técnicas como el Reiki, la Sanación Reconectiva, el Toque Terapéutico, entre otras, son maneras de abordarlo.

SALUD DEL ALMA/ESPÍRITU: como aclaramos en el escrito CAMINO SANADOR, somos mucho más que “carne y huesos”, somos también Consciencia y Alma/Espíritu. Cultivar la Compasión, el Servicio al Prójimo, la Fe, la Esperanza, la Oración, entre otras, también son formas de sanarnos desde lo más profundo de nuestro Ser. Muchas veces, basta con perdonar para sanar.

Posicionándonos nuevamente en el momento de elegir una terapia, nos volvemos a preguntar: cuál o cuáles de ellas elijo? La respuesta no la busque afuera, la tiene Ud misma/o en su interior. ESCÚCHESE Y CONÉCTESE CON SU VOZ INTERIOR, en su INTUICIÓN encontrará la llave que abre la puerta de la sanación.

Lo invitamos a que nos escriba para:

• Aclarar dudas u obtener más información sobre algún escrito de la página

• Sugerirnos algún tema de su interés para futuros escritos

• Compartir información que pueda beneficiar a otras personas